Saltar al contenido

Buckbeak, el Hipogrifo de Harry Potter

Para los muggles que nos visitan, compartimos con detalles la biografía de Buckbeak, el hipogrifo más famosos de la literatura fantástica moderna y un personaje particular y clave en la saga del adolescente hechicero más famoso: Harry Potter.

Buckbeak aparece en cinco de los ocho libros que desde 1997 hasta 2016 nos cuenta las historias del mundo mágico de la mano de Harry Potter y sus amigos. 

Buckbeak es el animal mágico preferido del semigigante y profesor de Hogwarts, Rubeus Hagrid, quien lo guarda como mascota para sí y lo trata más como un animal doméstico, que como una criatura mágica. El hipogrifo es en el reino mágico un animal “legal”. Al contrario del mundo muggle, a donde tiene prohibido viajar.

Muchos fans de Harry Potter creen que la escritora J.K. Rowling inventó el hipogrifo. Sin embargo, ella ha aclarado en diferentes ocasiones que no  y ha referido que es un animal mitológico como le hemos contando en otros artículos

Buckbeak es una cría nacida de un grifo y una yegua, de acuerdo a la leyenda del origen de los hipogrifos. Es una criatura que habita el bosque mágico que rodea Hogwarts y donde existe una granja de hipogrifos para fines educativos.

En principio, la tarea de Buckbeak es entrenar junto a Hagrid a los alumnos en el conocimiento y cuidado de los animales del mundo mágico. Sin embargo, el rol de hipogrifo se desarrolla a lo largo de la historia y se convierte en un verdadero compañero de aventuras para Harry Potter.

Apariciones de Buckbeak en Harry Potter 

Harry Potter y el prisionero de Azkaban

Es una mañana clara donde Hagrid, profesor suplente del curso de cuidados de animales mágicos recibe a los alumnos del tercer año y se dispone a dar clases de cuidados de animales mágicos, vemos acercarse de entre una manada de hipogrifos a Buckbeak. En la clase se encuentra Harry Potter, sus amigos Hermione y Ron y Draco Marfloy.

Sin embargo, en la clase Buckbeak simpatiza con Harry, pero no con Draco Marfloy, quien lo insulta y desata la ira del animal. Buckbeak se eleva sobre sus dos patas traseras y bate sus alas sobre el estudiante de la casa Slytherin.

El hipogrifo hiere a Draco, quien exagera el ataque. El padre de Draco logra que la escuela discuta una sanción contra el animal y lo considere peligroso para la vida de los alumnos.

Acusado de muerte, Harry y Hermione ayudan a escapar a Buckbeak.  El animal queda al cuidado del padrino de Harry Potter y profugo de Azkaban, Sirius Black fuera de los muros de la escuela de magia y hechicería. 

Buckbeak es un hipogrifo de pelo gris tormenta y ojos naranja. Es leal y dócil con Hagrid y con Harry. Y en general, amable con quienes se acerquen a él de manera respetuosa. Si al conocer un hipogrifo este luego de saludarte deja que te le acerques es que han simpatizado. De lo contrario es mejor alejarse. Son animales respetuosos y esperan el mismo respeto de vuelta. 

Harry Potter y el cáliz de fuego

En Harry Potter y el cáliz de fuego, el trío de amigos  se encuentran de nuevo con Buckbeak al visitar a Sirius Black en una cueva, en las afueras de Hogsmeade.

En la cueva permanecen los dos profugos ocultos casi todo el año escolar 94-95, hasta que se mudan al número 12 de Grimmauld Place,  dirección de la casa donde vivió Sirius de niño.

Harry Potter y la orden del Fénix

Buckbead y Hagrid

En la novela Harry Potter y la orden del Fénix nuevamente encontramos a Buckbeak, quien sigue ocultándose junto a Sirius Black.

En esta ocasión permanece oculto en la habitación que había sido de la madre de Sirius, en la casa familiar de Sirius. A lo largo de la novela vemos a Sirius llevando al hipogrifo ratas como alimento y a Harry haciéndole compañía.

Harry Potter y el Misterio del príncipe

Hipogrifo Buckbeak

En el Misterio del príncipe Buckbeak vuelve a vivir con Hagrid en su cabaña, luego de la muerte de Sirius. Harry Potter hereda el Hipogrifo, pero por recomendaciones de Dumbledore lo deja a cuidado de Hagrid, quien lo cuida como una mascota y lo alimenta de hurones.

Sin embargo, Hagrid y Harry acuerdan cambiar el nombre del animal para que no continúe la persecución en contra del hipogrifo. Pese a que ya han pasado tres años del incidente y pocos lo recuerdan. 

Buckbeak pasa a llamarse Whiterwings. En esta ocasión se mantiene alejado de la vista de extraños, hasta el fin de la saga cuando ataca a Severus Snape en defensa de Hagrid.

Harry Potter y las Reliquias de la Muerte

En las reliquias de la muerte tiene una aparición gloriosa. El hipogrifo ataca a los mortifagos en el contexto de la batalla de Hogwarts. 

Aunque no sabemos a ciencia cierta si Buckbeak es inmune a la magia. Lo que sí sabemos es que es una criatura educada, paciente, valiente, fuerte y leal. Un dato más, en la banda sonora de Harry Potter y el prisionero de Azkaban hay una canción al hipogrifo.

En la película “Animales fantásticos y cómo encontrarlos”, también creación de Rowling, hay un animal que nos recuerda al hipogrifo. Thunderbird, un águila que puede generar tormentas con sus alas.